Cuchillas y reformas. El significado de las palabras

Las cuchillas de la valla de Ceuta y Melilla son elementos “disuasorios”, puestas ahí por el bien de los/as inmigrantes. Una advertencia de que no pueden saltar los altos muros que separan a los parias, los pobres y los trabajadores de los ricos. Las palabras hieren, también matan. Una metáfora vale más que mil palabras, sobre todo cuando está pensada para la ocasión.
El gobierno del PP sólo ha demostrado saber, después de dos años, de cuchillas. Cuchillas que hieren y matan son la LOMCE, la privatización de la sanidad, el desorbitado encarecimeinto de la justicia, la reforma laboral, la “ley Fernández” contra la libertad de expresión y todas y cada una de las medidas sociales y políticas que el gobierno del PP ha decidido en estos dos años a favor de los grupos de poder económico y religioso y en contra de los/as pobres y de los/as trabajadores.
Las cuchillas de Melilla y las cuchillas de las reformas económicas (recortes) comparten las msimas raíces. Unas te matan físcamente y las otras te aniquilan anímica y socialmente. Cuchillas contra las aspiraciones económicas y sociales de una vida mejor.
“Para frenar la irrefrenable entrada de estos seres trágicos, sólo se les ha ocurrido a unos sádicos legitimados colocar cuchillas en las vayas de Ceuta y Melilla. Instrumentos de disuasión es el eufemismo con el que denominan su inolerable invento” “Cuchillas para los parias”. Carlos Boyero, El País 23/11/2013.
“Ninguna de las diversas “normas idiomáticas”, cuidadosamente ingeniadas para engañar y ocultar, tuvo un efecto más decisivo sobre la mentalidad de los asesinos que el primer decreto dictado por Hitler en tiempo de guerra, en el que la palabra “asesinato” fue sustituida por el “derecho a una muerte sin dolor”.” “Eichman en Jerusalén”. Hannah Arendt.
La importancia del significado de las palabras. La palabra es más fuerte que la espada. Las palabras tramposas que adormecen a los/as ciudadanos/as a fuerza de repetirlas o te hacen mirar para otro lado por cansansio mental son el camino indicado para la debacle moral de una sociedad, por el caminan personas que no experimentan sopresa ni indignación ante las cuchillas de metal, ni las cuchillas culturales, ni las cuchillas económicas.
Las palabras encubren a diario el sacrificio de muchas personas gracias a que otras muchas sólo observan en ellas la “legalidad” pero no la barbarie que encierran; y porque otros tantos actuan como si fueran los/as autores de las leyes que obedecen cirgamente. Esto, insisto, significa el incio del colapso moral de la sociedad.
Pero nada puede un gobierno contra la voluntad de la ciudadanía de nos ser engañada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: